DECUENCOS

La mayor parte de las maderas utilizadas por Percussió decuencos son de proximidad,  y todas de un consumo controlado y con un absoluto respeto al bosque.

Exigencia de calidad

Pedro Manceras Hernández  es el maestro artesano que está tras Percussió decuencos y con él sus manos, su experiencia, su saber hacer  y su gran exigencia personal de calidad. Cada uno de los instrumentos los realiza en el taller teniendo como principal objetivo satisfacer las necesidades y preferencias del músico. La elaboración no es rápida (ni él quiere que lo sea), dedica a cada instrumento el tiempo necesario para su óptimo acabado.

A diferencia de los instrumentos de factura industrial que inundan el mercado, cualquiera de las etapas de la fabricación de los instrumentos de Pedro Manceras se ha realizado cuidadosamente en su taller, contando con los mejores materiales y maderas.Todo el proceso de construcción del instrumento es totalmente artesanal, realizado íntegramente en su taller unidad a unidad, respetando el oficio tradicional, con maderas de producción local y sin usar ningún tipo de barniz o tinte perjudicial para el medio ambiente.

De este modo él ofrece: 

  • Cajas de percusión

    de madera maciza, montadas en veinticuatro piezas, engarzadas y encoladas en sentido vertical, lo que mejora su respuesta y sonido.

  • Tambores de música antigua

    en madera laminada de doble capa lo que garantiza una óptima resistencia a la deformación por tensión. Para embellecer los tambores, éstos cuentan además con un chapado externo de madera natural y están acabados únicamente con aceites y barnices naturales.

El  modelo de trabajo del luthier Pedro Manceras se basa en la relación directa con el músico. El instrumento se construirá con las particularidades que el propietario haya especificado y, si las medidas o maderas estándares no son las deseadas, puede adaptar o desarrollar  cualquier idea que el músico necesite.